Para ganarle a la inflación, ¿qué alternativas quedan?

103

Ante la pérdida de atractivo del dólar para ahorro y los plazos fijos, cuáles son las ventajas y desventajas de otras herramientas financieras. Por Miguel Ángel Nieve / asesor financiero – socio gerente de Parthenon inversiones.

Hace 2 Hs

1

MERCADOS FINANCIEROS. Tras las últimas elecciones, las acciones y bonos argentinos cayeron drásticamente. reuters

Con un escenario complejo para la Argentina, marcado por un contexto inflacionario, restricciones cambiarias, implementación de impuestos y la incertidumbre que genera la restructuración de la deuda, los pequeños y medianos ahorristas procuran conseguir este año retornos reales positivos o sencillamente preservar su capital frente a una elevada inflación, que en 2019 cerró en 53,8 %. La clave pasa por diversificar y armar sus carteras de inversión en base al perfil de riesgo y el horizonte o la necesidad de liquidez.

Las alternativas más tradicionales, como el dólar y los plazos fijos, fueron recientemente perturbadas por el cepo cambiario y las tasas reales negativas. Todo esto termina de conformar un clima de gran desconcierto para los inversores a la hora de determinar sus decisiones más convenientes para ganarles a una variación positiva del índice de precios y las posibles depreciaciones de la moneda local. Entonces ¿qué alternativas de inversiones hay en el mercado local?

Compra de dólares

En el mercado oficial, el dólar cuesta 30 % más caro por el impuesto para una Argentina inclusiva y solidaria (PAÍS). El precio de venta del dólar solidario en el Banco Nación ronda los $ 82, mientras que en los bancos privados y las casas de cambio se lo encuentra a un precio superior. Y la compra está limitada a U$S 200 por mes.

Pero el ahorrista puede hacerse de dólares a través de la compra del dólar MEP, más conocido como dólar bolsa. Este es el resultado de la operación de compra de un título con liquidación en pesos o dólares, contra la venta del mismo título con liquidación en la moneda contraria, ya sea el dólar o el peso. Si bien su precio en estos días es similar al del solidario, por ahora no registra restricciones. Una vez acreditados los dólares en la cuenta comitente, se puede solicitar el retiro hacia una cuenta bancaria en dólares o utilizarlos para comprar cualquier activo en dólares en la bolsa local.

Fondos de inversión

Hay una gran variedad para cada perfil de riesgo del inversor. Mayor diversificación con bajos montos de inversión, administración activa y profesional de los fondos, elevada liquidez, ventajas impositivas e inversiones mínimas de $ 100 son los beneficios que se obtienen al invertir en fondos comunes de inversión. Son instrumentos que permiten invertir fuera de Argentina, como en los fondos en dólares que tienen activos de Estados Unidos, Chile y Brasil, con el objetivo de escapar del riesgo argentino y obtener retornos en moneda dura.

Para perfiles más conservadores (aquellos que necesiten quizás los fondos rápido), los fondos de Money Market representan una excelente alternativa en pesos y su superioridad con respecto al plazo fijo tradicional está en la disponibilidad de dinero inmediata. Este tipo puede suscribirse y rescatarse de manera inmediata, sin costo ni permanencia mínima.

Cedear

Como el atractivo en los activos en pesos viene en caída por las bajas tasas, los inversores salen en busca de instrumentos financieros dolarizados. En este sentido, el resultado podría ser posicionarse en Certificados de Depósito Argentinos (Cedear), papeles que operan en la Bolsa de Buenos Aires y representan acciones de compañías del exterior (Apple, Amazon, Coca Cola, etcétera) que cotizan en los mercados internacionales.

De esta forma, al comprar un Cedear el inversor reduce su exposición al riesgo argentino y adquiere todos los derechos de la acción original en los mercados internacionales. La evolución de los Cedear depende de lo que sucede en Wall Street y de los movimientos del dólar contado con liquidación.

Bonos y acciones

Los bonos se encuentran en semanas de mucha volatilidad por las distintas medidas que toma el Gobierno actual entorno a la restructuración de la deuda. Por ejemplo, la semana pasada el Ministerio de Economía declaró desierta la licitación para refinanciar el pago del bono dual (AF20) y postergó el pago para el 30 de septiembre. Esto provocó un desplome de los activos locales.

También cabe recordar lo sucedido con los mercados financieros luego de las elecciones pasadas, donde tanto acciones como bonos experimentaron una caída drástica en sus cotizaciones. Pero la recuperación del mercado de acciones ha sido mucho más lenta de la del de bonos. Dado esto, para inversores agresivos, una parte de su cartera podría colocarse en acciones argentinas, tanto en pesos como en dólares. Los sectores a considerar dentro de este mercado de acciones son los de consumo masivo, a causa de las medidas para reactivar la economía, y la compañía petrolera YPF.

Entretanto, estamos envueltos en una gram incertidumbre, expectantes a los próximos pasos de Alberto Fernández y sus posibles efectos en el mercado.

Comentarios